“El interés real de eliminar las juntas vecinales es el saqueo de su patrimonio”

24 sep 2012 0 comentarios

La Crónica de León, entrevista a Mª CARMEN MALLO / Alcaldesa de Murias de Paredes, 24/9/2012.- La regidora entiende que las políticas del Partido Popular llevan al abandono del medio rural y se pregunta por qué las restricciones y el ‘arrimar el hombro’ corresponde siempre a los mismos colectivos
La alcaldesa de Murias de Paredes y diputada provincial, la socialista Mª Carmen Mallo, asiste con preocupación a la propuesta del Gobierno Central de eliminar las juntas vecinales y más en una comarca como Omaña (a la que pertenece Murias de Paredes) que cuenta con el mayor número de pedanías de todo el territorio nacional.La eliminación de estos órganos, la supresión de líneas de autobús (la comarca de Omaña se ha quedado sin conexión hacia León a primera hora de la mañana) y de otros servicios conllevaría, a su entender, que los vecinos se tengan que ir de los pueblos.
Quince juntas vecinales en el Ayuntamiento de Murias de Paredes, 39 en el vecino municipio de Riello ¿qué supone para una comarca como Omaña la supresión de las juntas vecinales planteada por el Gobierno Central? 
La supresión de las juntas vecinales supone la imposibilidad de seguir manteniendo las señas de identidad de nuestro territorio. Además, despojará a las mismas de la titularidad de todo su patrimonio, y privará a los vecinos y vecinas de los pueblos que las integran, de la posibilidad de gestionarlo de manera democrática y participativa, ya que no debemos olvidar que las juntas vecinales son la administración más próxima al ciudadano. La comarca de Omaña posee los ayuntamientos con el mayor número de juntas vecinales, no solo de la provincia de León, sino de todo el territorio español, por lo que su eliminación haría desaparecer su personalidad jurídica y legal y las competencias actuales que éstas tienen.
Desde el Gobierno se aduce al ahorro para suprimir las juntas vecinales, ¿qué se puede ahorrar cuando los pedáneos no cobran un sueldo? 
La justificación que ofrece el gobierno de la nación para suprimir las juntas vecinales constituye un argumento zafio y no cumple con el objetivo de reducción del déficit público que pretende.La eliminación de esta administración no elimina ni un solo céntimo de euro de las cuentas públicas y, sin embargo, la medida afectará a la prestación de servicios a los ciudadanos y ciudadanas, que verán explotados su recursos por no se sabe muy bien quién o quiénes. Esto demuestra un desconocimiento muy profundo del medio rural, ya que la pretensión de aniquilar las juntas vecinales, abolirá una administración elemental que forma parte de la cultura y de la historia de León, una tradición en la que se asientan los pilares del municipalismo. Los orígenes de este sistema de organización se remontan a tiempos inmemoriales, y constituyen un ejemplo de autogestión democrática de los recursos colectivos de cada pueblo, revirtiendo en los mismos, con un gasto administrativo nulo, ya que los miembros de las Juntas Vecinales no cobran por el servicio que prestan a su comunidad.
Entonces, ¿cuál cree que es el motivo real de esta propuesta?
Entiendo que el interés real de eliminarlas es el saqueo del patrimonio de los pueblos y de los ciudadanos por parte de no sé que intereses privados o de determinadas administraciones que, habiendo hecho una pésima gestión, pretenden así recapitalizarse.
Otro de los problemas que afecta a su municipio es la supresión de líneas de autobús, ¿han tenido alguna respuesta por parte de la Junta de Castilla y León tras la reunión de agosto? 
El pasado viernes hemos mantenido con el Jefe del Servicio Territorial de la Junta de Castilla y León una reunión en la que se nos ha presentado a los alcaldes implicados, una propuesta. Propuesta, por mi parte, totalmente inaceptable, ya que sigue sin gestionar el problema. Yo seguiré reclamando una solución que sea una alternativa válida pues la propuesta recoge que los miércoles el autobús de las 08:30 de Villablino a León venga por Omaña y el viernes ir a León en el transporte a la demanda. Una vez más, se demuestra el desinterés del gobierno del Partido Popular de la Junta de Castilla y León por el mundo rural y sus gentes. 
¿Cómo afecta a la zona quedarse sin autobús para León? (hasta el 16 de julio el autobús que salía de Laciana a las 7 de la mañana en dirección a León iba por Omaña).
Supone la total incomunicación de las gentes de la comarca de Omaña. Con la mal llamada “reorganización” del transporte conseguirán que nuestros vecinos, definitivamente, tengan que desaparecer de su territorio, ya que cada vez se les pone más difícil el poder permanecer en su tierra con un mínimo de dignidad.
Si finalmente se suprimen las juntas vecinales, se recortan los servicios ¿es posible mantener un desarrollo sostenible en el municipio de Murias y, por ende, en la comarca de Omaña?
No. Está claro que el Partido Popular no tiene el más mínimo interés en mantener dicho desarrollo, de lo contrario no tomaría estas medidas que dejan en total abandono al medio rural. Me pregunto ¿por qué tienen que ser siempre los mismos colectivos los que padecen todas las restricciones? Está claro que a los que han provocado la crisis ni asumen ni se les exige ningún tipo de responsabilidad y, sin embargo, los únicos que “arriman el hombro” son los que padecen sus consecuencias. ¡Ya está bien!
En clave municipal ¿qué proyectos están en marcha en el municipio?
Proyectos tenemos muchos, otra cosa es que con la situación de abandono y la carencia casi total de recursos económicos podamos llevarlos a cabo.Solo la voluntad, la dedicación y la responsabilidad que tengo hacia mi gente, me hacen no perder la ilusión y las ganas de trabajar. 
En otro orden de cosas, como responsable de la Secretaría de Políticas Sociales del PSOE de León ¿qué opina del problema generado en el centro Sagrado Corazón? 
Las luchas internas dentro del Partido Popular nos llevan a este despropósito.Creo que es un auténtico escándalo que los desacuerdos entre la administración autonómica y la provincial dejen a 17 familias del Centro de Educación Especial ‘Sagrado Corazón’ de León en una situación que se puede denominar de absoluta desprotección, ya que abandonan a su suerte a 17 alumnos (de entre 8 y 20 años), a los que dejan sin derecho a residencia y sin atención especializada.Intentan subsanar la situación con la integración de los mismos en centros escolares de la provincia, sin la más mínima posibilidad de recibir en estos centros la atención especializada que necesitan estos alumnos.Obvian, también, la necesidad de utilización del transporte escolar por parte de los mismos, sin tener en cuenta que el grado de discapacidad intelectual, que tienen reconocida, está entre el 70 y el 99 %. La Junta de Castilla y León y la Consejería de Educación, en particular, son incapaces de dar una respuesta clara ante la situación de estas 17 familias y de sus hijos e hijas. Y yo, que he trabajo en esta área, se muy bien de lo que hablo, y me pongo en el lugar de estas familias y de sus hijos e hijas, y no puedo por menos de tener un sentimiento de absoluta indignación. No podemos jugar con la desprotección de los discapacitados y de los colectivos más vulnerables.


Debes estar registrado y con tu cuenta para poder insertar comentario o también usar tu usuario de Facebook para insertar tus comentarios:

Comenta esta noticia en Facebook

cerrar