La Fundación Villalar prosigue con su programa de lavado de cerebros

7 mar 2012 1 comentario

El pasado 29 de febrero la agencia Europa Press anunciaba que el Consejero de Educación Juan José Mateos pedía sosiego a padres y profesores ante el hecho de que los docentes tendrán que impartir dos horas y media de clase más a la semana (sin cobrar, por supuesto). Esta noticia pasó bastante desapercibida, pero en la misma nota se transmitía que el sr. Mateos había firmado un convenio con la presidenta de las Cortes y la Fundación Villalar, María Josefa García Cirac, para el desarrollo del concurso “Día de Castilla y León en clase”. Este hecho refleja a las claras la política seguida por la Junta en materia de Educación: haya viento o marea, crisis o prosperidad, el lavado de los cerebros de los niños ha de continuar para que aprendan a amar a esta nuestra Comunidad.

Por si fuera poco, ese mismo día la agencia EFE publicó otra noticia en este sentido:

“Un concurso pretende estimular el aprecio a C. y León entre los estudiantes”, dice el titular (lo de “C.” no es cosa mía, es transcripción literal). La Consejería de Educación y la Fundación Villalar pretenden nada menos que “estimular entre los escolares el aprecio y el sentimiento de pertenencia a Castilla y León a través de sus principales señas de identidad y símbolos como es el patrimonio histórico, artístico y cultural”.“Estimular el aprecio”. Vaya. Eso suena como a un anuncio de Viagra. ¿Qué van a hacer los cerebros piensantes de la Fundación Villalar para conseguir ese objetivo? Pues nada de pastillas: ¿Qué mejor que un casposo concurso? Se lo adereza con el uso de nuevas tecnologías y, ¡hopla!, ya tenemos“Día de Castilla y León en clase”.

La brillante ocurrencia se dirigirá a los a los alumnos de todos los niveles educativos (Educación Infantil, Primaria, Secundaria y Bachillerato). Prescindiendo de lo artificioso de esta medida, la verdad es que no supone nada más que una nueva vuelta de tuerca de la desprestigiada Fundación Villalar: ya saben, ese monstruo de Frankenstein pagado con dinero público que parece el resultado de cruzar las ideas de Kafka con Stalin, siempre que éstos hubieran habitado en Valladolid.

Los leoneses tenemos el deber de parar ese proceso de vergonzosa estalinización al que están sometiendo a nuestros niños.

1 Comentarios

  1. Xan del Campu, el 09/03/2012 a las 09:45:55 , #1169

    La Fundación Villalar es uno de los tentáculos del régimen castellanoleonés que con paciencia y (nuestro) dinero, está propugnando la derecha castellana. Es evidente que el régimen pretende estimular lo que no existe “el aprecio a C. y León”. Es algo inaudito que se quiera imponer un sentiemiento de pertenencia a una comunidadm sentimiento que se quiere crear a toda costa,

    Responder

Debes estar registrado y con tu cuenta para poder insertar comentario o también usar tu usuario de Facebook para insertar tus comentarios:

Comenta esta noticia en Facebook

cerrar