Un desbordado Servicio de Asistencia a Municipios deja a Juntas Vecinales de Cabrera fuera de plazo para presentar sus cuentas

3 nov 2015 0 comentarios

Elcabreires.com, 3/11/2015.- La situación de algunas Juntas Vecinales de Cabrera continúa bajo la incertidumbre. El Servicio de Asistencia a Municipios de la Diputación de León no ha podido dar salida a las numerosas cuentas que desde toda la provincia han sido entregadas a última hora, situación que ha desbordado el servicio haciendo que en la práctica fuese imposible realizar todos los trámites necesarios para llegar al plazo legal impuesto por el Consejo de Cuentas de Castilla y León, ya que el plazo para Ayuntamientos y Juntas Vecinales vencía el 31 de octubre.
Ese mismo día el índice de rendición alcanzaba el 53,9 por ciento en el caso de la provincia de León, con una alta participación ya que la entrada de informes durante la última semana ha sido de más de cien diarios. Según ha podido saber este periódico, el Consejo de Cuentas de Castilla y León tiene previsto dejar abierto el plazo hasta el 31 de diciembre, aunque se están barajando las posibles sanciones que recibirán las Juntas Vecinales o Ayuntamientos que sobrepasen esta nueva fecha límite.
Para las cuentas del año 2013, la disposición transitoria de la polémica Ley de Racionalización de las Administraciones Locales del Gobierno dio un ultimátum que activo la rendición de las entidades locales menores el año pasado. En concreto, esta disposición contemplaba que si no rendían cuentas antes del 31 de diciembre caían en causa de disolución. Esta amenaza tuvo un efecto inmediato y la presentación de cuentas pasó del 49,3 por ciento a una cifra por encima del 94 por ciento dentro de la fecha. Luego el ministerio de Cristóbal Montoro abrió la mano y amplió el plazo para que algunas pedanías y juntas vecinales pudieran ejercer su obligación de transparencia y finalmente menos de un centenar, de las 2.145 existentes están en el limbo legal y cumplieron.
No obstante, pasado el trago del 31 de diciembre de 2014 para presentar sus cuentas, ya no hay nuevas exigencias, si bien los datos del Consejo de Cuentas apuntan a la toma de conciencia pero habrá que esperar a final de año para comprobarlo. La última reforma de las instituciones propias de Castilla y León incluyó la posibilidad de que el Consejo de Cuentas impusiera «multas coercitivas» si se encontraba con algún organismo que incumpliera la obligación de presentar los datos, documentos, antecedentes o informes requeridos sobre sus resultados económicos. El problema es que en el mismo apartado de la ley, en vigor desde julio de 2013, se establece como requisito que las multas “serán establecidas en las correspondientes leyes de acompañamiento de los Presupuestos de la Comunidad Autónoma y tendrán a todos los efectos la naturaleza de ingresos de derecho público”. Una circunstancia que por tercer ejercicio consecutivo no aparece en los presupuestos de la Junta, lo que impide al Consejo de Cuentas la imposición de las multas.

Debes estar registrado y con tu cuenta para poder insertar comentario o también usar tu usuario de Facebook para insertar tus comentarios:

Comenta esta noticia en Facebook

cerrar